Yo, Yelitza, Mujer y Campesina (Terra TV)

Posted on Actualizado enn

DCIM611MEDIA

La compañera Betzany Guedez, formadora y productora del equipo de Terra TV se dirigió nuevamente  a la comunidad Campesina  el Esfuerzo del Estado Portuguesa  para realizar junto a ellos un proceso de investigación participativa y colectiva, que servirá de apoyo para la creación  de un guión que se viene trabajando para hacer una ficción Campesina y popular. Nos cuenta Betzany :

En esta oportunidad en medio de sus faenas diarias de trabajo de manera muy respetuosa  se  registraron audios y fotografías con algunos testimonios de las historias personales  de los compañeros campesinos que decidieron ocupar las tierras que  estaban haciendo ricos y pudientes a unos pocos.

Es tremenda experiencia para nosotros(a)s como comunicadore(a)s populares poder compartir y conocer la realidad que  llevó a este grupo de personas a tomar la decisión de ocupar las tierras. De igual manera es muy interesante ver como  hoy en día están agrupados  hombres mujeres y niños conformando una comunidad productiva  con nuevos valores  y sentido de pertenencia por todo lo que tuvieron que pasar para obtenerla.

Algo que me causó mucho interés en sus historias es como utilizan el trueque   de manera de intercambio, es una de la convivencia que caracteriza la comunidad el Esfuerzo, intercambian los rubros, se prestan los animales para reproducirlos, las semillas y hasta los huevos para echar a las gallinas, estos compañeros a través de sus acciones dan un ejemplo de solidaridad independencia, también se pudiera decir que hasta del mismo socialismo.

Esta vez quiero que se dé a conocer  la historia de Yelitza  una mujer de 24 años que decidió  junto a su esposo liberarse del sistema opresor de los terratenientes que quieren mantener como esclavos a familias humildes y campesinas para que les cuiden sus tierras sin derecho a nada. Yelitza es una luchadora, comprometida con  el  trabajo colectivo, es muy organizada y le  gusta que las cosas se hagan bien y sobre todo con amor, es humilde, alegre, cariñosa, con unos hijos hermosos y un esposo que la quiere y la valora. Convive junto a ellos atendiendo los animalitos y trabajando la tierra para alimentar a la familia y a los vecinos cercanos.

La historia fue escrita  por ella y también grabada en audio. Aquí se la transcribo :

 

Mi historia de cómo llegué al Esfuerzo, por Yelitza Pimentel

 

Hace 10 años yo trabajaba en fincas privadas como encargada, en ese entonces fueron rescatadas estas tierras y logramos que nos asignaran una parcela porque ya estábamos cansados mi esposo y yo de trabajarle a otro, es allí donde empezó nuestra historia como luchadores campesinos, empezamos a organizarnos a enfrentarnos y agruparnos a lo que habíamos comenzado porque ahora era que nos venía la guerra. Nos conformamos haciendo reuniones en nuestra humilde Escuela de horcones, techo de palma, y piso de tierra de ahí fuimos levantando todo, al pasar el tiempo  se empezó a dar clases, mi hijo Yeiker fue uno de los primeros alumnos, muchas personas me decían saca a tu hijo de ahí porque está perdiendo el tiempo va a llegar a 6to grado y no va a tener su diploma, yo les respondía algún día se va a acomodar todo alguien nos tiene que ayudar y a dar respuesta de estas tierras. Así fue pasando el tiempo y mi hijo siguió en su escuela y nosotros siempre gestionando.

Un domingo estábamos en Guanare en una reunión porque en esos días habíamos tenido amenazas que íbamos a ser desalojados y cuando   regresábamos a nuestros hogares salió una compañera con cara de asombro y desespero diciéndonos que nos apuráramos y fuéramos rápido a la escuela porque había sido quemada; De allí empieza mi gran tristeza yo me preguntaba dios mío cómo fue posible que nuestra escuela fue quemada, el día lunes estuvimos en la Escuela con aquella gran preocupación de ver a los niños tristes porque no sabían dónde iban a recibir clases entonces decidimos hacer un video con Juan Moreno (Jota) de Terra Tv, y así explotó la información fue una bomba de tiempo porque llegó a presidencia de la República y al Ministro de Educación en ese entonces Elías Jauas.

Antes de que Elías viniera el 14 Diciembre vinieron dos camiones llenos de guardias y supuestamente dos generales, de ellos recibimos solo amedrentamientos nos decían que nos saliéramos, que estas tierras eran privadas, esos días para nosotros fueron muy feos no podíamos dejar nuestros ranchitos solos siempre teníamos que dejar a alguien cuidando nuestras pertenencias y las siembras, llegó el día más esperado por todos la visita del Ministro de Educación y nos aprobó una Escuela R 2, fue mi día más bello del universo aunque cuando empezaron a construir la Escuela siguieron viniendo unos Jueces a inspeccionarnos pero nosotros siempre con los pies firmes aquí estamos los campesinos, con nuestro respeto y humildad defendemos todo  lo nuestro, lo que más me molestó  en una de esas inspecciones fue el comentario de  un General que sentado en un horcón de madera y la mesita de la maestra dijo hay que ver como desperdician la madera en esta pocilga, ¡ yo le conteste será una pocilga pero se trasmite educación¡ me miró feo y me volteó los ojos.

Bueno esta es mi historia.

Yelitza Pimentel

Fotos de Yelitza tomadas por Betzany

DCIM611MEDIADCIM611MEDIA

DCIM611MEDIA

URL de este artículo : https://wp.me/p2bGPp-1V3

Anuncios

Camino a la televisión comunitaria en El Salvador, apuntes de viaje

Posted on

En junio 2018 ARPAS y ACISAM invitaron la Escuela Popular y Latinoamericana de Cine y Televisión (Venezuela) a dictar un ciclo formativo de dos semanas para varios colectivos, movimientos sociales y radios comunitarias de todo El Salvador en su afán de construir un nuevo modelo de televisión comunitaria. Estas imágenes son apuntes visuales tomados corriendo entre viajes por el país y recesos de los talleres.

URL de este articulo : https://wp.me/p2bGPp-1UX

De la Marcha Campesina a la TV campesina “Terra TV”

Posted on Actualizado enn

Por Luisana Colomine, Profesora de géneros periodísticos y periodismo de investigación en la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV, Caracas).

Esta semana tuvimos el privilegio de ver el documental “Marcha”, producido por Terra TV bajo la producción del cineasta Thierry Deronne, en creación colectiva de la Escuela Popular y Latinoamericana de Cine, Teatro y Televisión, que recrea un nuevo lenguaje audiovisual basado en las vivencias de un sector que lastimosamente viene siendo marginado y maltratado: el campesino.

Fue una presentación discreta, humilde y cálida, en la sala Antonieta Colón de Parque Central, donde nos dimos cita quienes apoyamos las luchas campesinas porque creemos que de los pequeños productores del campo, Venezuela puede sacar la fuerza para definitivamente transitar el socialismo que soñó Hugo Chávez y también para, de una vez, encontrar una forma económica alternativa al rentismo petrolero.

El trabajo cinematográfico, de 56 minutos de duración, recoge, de manera respetuosa y con mucha plasticidad, las increíbles penurias del campesinado: hombres y mujeres que lo único que piden es tierras para cultivar y así poder alimentar a sus hijos y a la sociedad, tal como lo expresa una campesina en la cinta: “Presidente, mi hijo me pide comida todos los días”. Muestra diferentes momentos de la histórica jornada que arrancó el 12 de julio de 2018, y es un grito desesperado para que las cosas den un vuelco. Parecen decirte: “hey, mírame, estoy aquí y soy como tú”.

Imagen 2
Parte de los integrantes de la Escuela Popular y Latinoamericana de Cine, Televisión y Teatro encargado(a)s de crear el canal Terra TV junto al movimiento campesino, Caracas octubre 2018.

La Marcha Campesina Admirable no se ha detenido y ya suma muchos más kilómetros a los casi 500 que caminó desde Guanare hasta Caracas, y aunque ahora luzca sombrío el panorama, sus impulsores e impulsoras esperan con optimismo que el presidente Nicolás Maduro cumpla la palabra empeñada en aquella cadena nacional de radio y TV, el 2 de agosto de 2018.

La Marcha llegó a Caracas el 01 de agosto, siendo recibida por un amoroso pueblo pero también por piquetes de la Policía Nacional Bolivariana y de la Guardia Nacional que, haciendo caso omiso de las protestas, no les permitieron el paso al palacio de gobierno, a eso que Chávez llamaba el “balcón del pueblo”. Como una concesión muy especial, debido a la presión de la opinión pública, fueron alojados en las instalaciones de la Universidad de la Seguridad donde pasaron, quizás, la más infeliz de las noches y del recorrido hecho. Al día siguiente los recibieron en ese Palacio donde el alma de Chávez se niega a morir…Ya pasaron más de 60 días y esa victoria temprana, como le llama el campesino Jesús Osorio, se ha quedado frustrada.

Ese día de la cadena presidencial, quizás para retar al presidente Maduro, fueron asesinados en La Escondida, Barinas, Orlando Reyes Parra, Pedro Vielma y Ramón Rosario, compañeros de lucha. Antes corrieron la misma suerte Jesús León y Guillermo Toledo, también en Barinas. Pero a estos crímenes a manos de sicarios, terratenientes y latifundistas les antecedieron los de más de 300 campesinos y campesinas. La mayoría de estos casos siguen en completa impunidad.

Imagen 1
Voceras y voceros de la Marcha Campesina toman la palabra al finalizar la proyección del documental ‘Marcha”, Caracas, 17 de octubre 2018.

El documental “Marcha” está dedicado a Reyes Parra, “Parrita”, quien arrancó con la marcha campesina pero se devolvió a su predio para resolver unos problemas. Con lágrimas y aplausos fueron honrados los caídos. Las heridas siguen abiertas pero nada de eso debilita el compromiso campesino para con la revolución, ni siquiera los funcionarios y funcionarias que han asumido al servicio público y a la revolución como un mero negocio.

Un aporte indiscutible de esa marcha es la TV campesina que abre paso a una nueva “fuente” periodística y a formas de comunicación distintas a las tradicionales que exigen del periodista una sensibilidad especial. El campesinado sigue siendo históricamente invisibilizado no solo por las actuales políticas oficiales sino también por los medios del Estado, pero insurge ahora con mucha fuerza, como un ámbito de interés informativo, como una noticia muy difícil de ocultar. Quizás ese documental no lo pueda ver usted en VTV “el canal de todos los venezolanos”, pero inundaremos las redes con él y será el “pepe grillo” de muchas conciencias.

Porque no es una mera cuestión de economía, es también la lucha de clases, son siglos de maltrato que la revolución no debe ignorar. Una deuda que intentó pagar Hugo Chávez y que ahora la renuevan.

La marcha campesina constituyó, además, un quiebre, un antes y un después, generando que individualidades y movimientos sociales se (nos) unan (unamos) en su causa justa y noble.

Por eso decimos que ahora la “Marcha” es del pueblo.

12115998_1632561537009045_7757675331644046098_n

Dp6vVmAVYAAsyzA

La autora : Luisana Colomine

Profesora de géneros periodísticos y periodismo de investigación en la Universidad Bolivariana de Venezuela (UBV).

 

Fuente : https://cotayorosebud.wordpress.com/2018/10/19/de-la-marcha-campesina-a-la-tv-campesina/

Documental “Marcha” que muestra la lucha campesina se estrenará este miércoles (+Audio)

Posted on

458 kilómetros de recorrido a pie realizado en la Marcha Campesina Admirable, para un total de 23 días en camino desde Guanare hasta Caracas, fue la inspiración para el documental Marcha, que se estará estrenando este miércoles 17 de octubre en las instalaciones de la sala Antonieta Colón del Centro Cultural Parque Central, a las 6:00 de la tarde. Una producción de Terra TV, que muestra la problemática de los campesinos con los terratenientes y latifundistas, quienes juegan un papel de tergiversación con la producción alimentaria, contribuyendo con la guerra económica en el país.

Texto: Alba Ciudad (Angie Vélez)

Escuche o descargue el audio 

Audio Player 

GUARDAR ARCHIVO: Haga click aquí con el botón derecho
y seleccione ‘Guardar vínculo como…’

Yarumi González de Terra TV, detalló desde el noticiero Cultura al Día de Alba Ciudad 96.3 FM, que esta es una televisora que tiene un trabajo con comunidades campesinas, comunas y organizaciones populares. Además cumple el papel de escuela con la finalidad de crear células de producción para que el pueblo organizado tenga un dominio de las herramientas audiovisuales.

En ese sentido, Arbonio Ortega, también uno de los organizadores de la Marcha Campesina Admirable, explicó que antes de darse esta marcha, venían haciendo un trabajo con Terra TV en los rescates de tierras que tienen en diferentes estados. Agradeció a la televisora y a su productor Thierry Deronne, quien a su consideración ha venido realizando un excelente trabajo en cuanto al apoyo y promoción de la lucha campesina en Venezuela.

La recopilación de los testimonios que ayudaron a dar sustento a este documental, fueron obtenidos de varios estados como Barinas, Guárico, Portuguesa y parte del estado Cojedes, Carabobo, Aragua, Miranda y la culminación de la marcha en la ciudad capital.

Por su parte, Yudith Medina del Movimiento Campesino, explicó que tienen previsto un plan estratégico para que los campesinos puedan producir y resistir todos los embates políticos que vienen de parte del imperialismo, asegurándole los alimentos al pueblo sin intermediarios. Afirmó que una vez culminada la marcha de Guanare hasta Caracas, “recibieron el amor de ese pueblo que los invocó”, dándole fuerzas para seguir luchando, sin embargo se encuentran esperando respuestas oportunas de los organismos del estado venezolano “para poder hacer parir las tierras”.

Asimismo, extendió la invitación a todos los movimientos sociales a seguir en la lucha.

Gerardo Sieberes, miembro de la plataforma campesina, explicó que desde que salieron a pie el pasado 12 de julio por parte del territorio nacional, desde un primer momento tenían claro que se habían inscrito en el desarrollo económico y productivo, colocando 50 mil 273 hectáreas, presentadas ante la vicepresidencia y aprobadas por el presidente, Nicolás Maduro Moros.

Recordó que los cinco puntos estratégicos que tocó el ejecutivo nacional el pasado 2 de agosto, hizo mención del tema de la tierra, la producción, la justicia, el rescate de la función pública y la organización a través del congreso. Detalló que se dieron órdenes presidenciales inmediatas para que las tierras que entregó el comandante Chávez, sean entregadas.

Asimismo, detalló que fueron entregados 105 casos de los cuales se han venido dando respuesta solo a siete de ellos, haciendo la revisión con las instrucciones del presidente, de igual forma fue aprobado el plan se siembra. Con respecto a la judicialización, se ordenó dar medidas de sobrecimiento a campesinos que han sido judicializados para despojarlo de sus tierras.También fue ordenado una medida de protección a todos los que conformaron la Marcha Campesina Admirable.

Líneas de acción

Sieberes explicó que han venido generando tres líneas de acción, la primera trata de la tierra y la territorialidad, cómo los campesinos con todos los previos generan de manera articulada lo que les permite generar su propia economía y la defensa de la población. La segunda línea es la producción estratégica, colocando a través del plan de siembra en varios años, rubro por rubro que les permita producir y a su vez que tenga un destino para una comunidad bien definida para el abastecimiento permanente.

La tercera línea es el de la justicia, permitiéndoles el abordaje de forma estructural e integral, para garantizar desde el campo una vida acorde a lo que son los principios ciudadanos que permiten el desarrollo con total naturalidad.

Por su parte, agregó que el documental Marcha, reposiciona la lucha campesina que tienen que estar integrada por todo el pueblo venezolano, ya que los campesino son los que producen el 70 o 80% de lo que se consume en la mesa diaria del venezolano, jugando un papel fundamental en el tema económico. “La producción tiene que ir de manera directa a lo que es el abastecimiento estratégico de cada casa, de cada familia, de cada comunidad, de cada comuna”.

Congreso campesino

En función de estas actividades, Sieberes explicó que vienen realizando reuniones permanentes, encuentros, debates y programas que les permitan informar al pueblo campesino el tema de la organización de un poderoso congreso. En estos momentos se encuentran en la fase de asambleas estado por estados, para que se generen las condiciones para hacer un gran congreso constituyente campesino, así generar políticas como fundamento de la soberanía alimentaria de la nación, rescatando el socialismo agrario.

Hasta la fecha se han logrado hacer asambleas en los estados Lara, Carabobo, Falcón y para este miércoles la realizarán en Monagas. Una vez que se realicen las asambleas estructuradas, se realizará una Asamblea Nacional de la Plataforma de Lucha con todos los movimientos sociales, luego de esto saldrá la fecha del congreso, “esto por parte del Movimiento Campesino, del movimiento que marchó el movimiento que está convocando a la unidad de todos los campesinos”.

La invitación se hace extensiva a todo el público a disfrutar de este estreno del documental Marcha en la Sala Antonieta Colón, del Centro Cultural Parque Central, mejor conocido como Sur 21, a las 6:00 pm. Entrada Libre.

Teaser de ¨MARCHA¨, Producción Terra TV, Venezuela 2018.
Mire este video en Youtube.

La televisión de lo(a)s campesino(a)s Terra TV estrenará el documental ¨Marcha¨en Caracas el 17 de octubre 2018

Posted on Actualizado enn

Teaser de “MARCHA”, documental producido por TERRA TV (Venezuela 2018, 60 min., video HD).

Estreno mundial : 17 de octubre 2018, 6pm, Centro Cultural Parque Central, Sala Antonieta Colon, Caracas, Venezuela.

SINOPSIS : Mientras la guerra económica arrecia contra la revolución bolivariana, las mafias agrarias apoyadas por paramilitares colombianos y algunos funcionarios públicos lanzan una contraofensiva para recuperar las tierras entregadas por el Presidente Chávez. Los asesinatos de luchadores por la tierra se multiplican. Los campesinos deciden marchar hasta Caracas para reafirmar su apoyo al Presidente Nicolás Maduro, pedirle que se reanude la reforma agraria y que cese el sicariato…

URL de este artículo : https://wp.me/p2bGPp-1Uy

Formación teatral en tiempo de colapso

Posted on Actualizado enn

September 28, 2018, por Julián Boal*

Ilustración: Mariana Escobar 

El problema, casi insoluble, consiste aquí en no dejarse idiotizar ni por el poder de los otros ni por la impotencia propia

T. Adorno, Minima Moralia

En el encuentro internacional de Teatro del Oprimido realizado en la Escuela Nacional Florestan Fernandes (ENFF) en junio de 2016, una centena de militantes y artistas de Brasil tuvieron la oportunidad de conocer mejor el proyecto de la Escuela de Teatro Político construida por el Movimiento Popular La Dignidad, de Argentina. En esa escuela, profesores de teatro enseñaban formas políticas a alumnos que durante el proceso se iban politizando para fortalecer el frente cultural del movimiento.

Al interés específico por lo cultural se sumaba la admiración por la forma “táctica-organizativa” del Movimiento. En los territorios en los que La Dignidad participa, crea en la población modos de organización que son directamente formas de reproducción de la vida que no están mediadas por el Estado o por el mercado. El Movimiento ayuda en la construcción de poder popular haciendo que los habitantes de los barrios periféricos sean quienes creen las estructuras que precisan para poder vivir; estructuras bajo formas de cooperativas de trabajo. Estas cooperativas pueden ser las más diversas: comedores, servicios para recoger la basura, policlínicas… Esta construcción siempre se realiza teniendo como perspectiva que las cooperativas sean al mismo tiempo lugares de politización. Por ejemplo, existen jardines de infantes que son un programa del gobierno y que están gestionados por el movimiento, que son abiertos a los niños y niñas del barrio e independientemente de que sus familias pertenezcan o no al movimiento, padres y madres son invitados cada dos semanas a asambleas donde se discute el modelo pedagógico de las escuelas. Estas familias pueden también ayudar en la construcción de la escuela, sea reparando algo o ayudando en la limpieza. Pero eso es solamente un ejemplo de cómo funciona una estructura; sería necesario más espacio para explicar cada una de ellas y cómo funcionan, creando lo que podría llamarse un ecosistema de servicios públicos autogestionados.

La población tiene que participar en esas estructuras, en un proceso de co-creación permanente, para así lograr que ya no tengan que conformarse en la pasividad del ciudadano frente a los servicios del Estado, ni en la competencia de todos contra todos impuesta por la necesidad de vender su fuerza de trabajo al precio más alto posible para adquirir al precio más bajo posible las mercancías necesarias para su reproducción.

Muy impresionados con ese modelo, varios militantes y artistas brasileros vinculados al teatro, decidieron hacer algo similar en sus ciudades. De ese encuentro nacieron escuelas en Brasilia, Santa Catarina y en Río de Janeiro. En esta última se enfocará el artículo.

La Escuela de Teatro Popular (ETP) de Río de Janeiro nació en abril de 2017 sabiendo que no podía replicar el modelo argentino. La falta de un movimiento social del tamaño de La Dignidad operando en Río de Janeiro, así como de un movimiento que actuase de la misma manera, provocaba la imposibilidad de hacer de la escuela un espacio de politización que sirviese para la construcción de un frente cultural.

El proyecto fue entonces no hacer la escuela de un movimiento sino una escuela con y para movimientos sociales, en el intento de generar que cada participante se pueda formar en tanto multiplicador para regresar a su espacio de militancia y contribuir con las tareas culturales propias de su movimiento.

La ETP quería ser construida con los movimientos sociales, pero también de cierta forma, contra ellos. En Brasil, los movimientos sociales tienen una larga tradición de uso de lenguajes artísticos. Sin embargo, ese uso tiende, en la mayoría de las veces, a reducir el arte a un momento de diversión y hacer de él un elogio ininterrumpido del pueblo o del propio movimiento, negando desde el principio su capacidad de explorar lo negativo.

La ETP nació apostando a que el arte pueda ocupar un lugar central en tanto herramienta política. Crear una pieza de teatro con vocación crítica presupone: juntar personas con cierta regularidad, en un lapso grande de tiempo para que, en una forma que no respete la división social del trabajo donde cada cual se mantiene dentro de los límites de su especialización, puedan producir colectivamente, inventar escenas que intenten dar cuenta de cómo hoy la opresión se configura. Si este trabajo es hecho con cierta seriedad, puede convertirse en una actividad con un potencial de politización que no puede ser relegado a la diversión del final de una fiesta.

Generalmente, las prácticas artísticas de los movimientos sociales, son extremadamente positivas, colocando solamente en escena personajes sin ninguna falla que se confrontan de forma unilateral con personajes que son la encarnación del mal. Estas prácticas, más allá de mantener un parentesco no reconocido con el realismo socialista estalinista, por más de que digan lo contrario, son extremadamente idealistas. Tomemos aquí un ejemplo concreto muy representativo, realizado por un movimiento por el cual tengo el mayor respeto. En el escenario tres adolescentes discuten sobre ir o no a una fiesta hasta la llegada de la policía que mata aleatoriamente a uno de ellos. La madre entra, se lanza al cuerpo del hijo muerto y luego se levanta declamando un poema que comienza con el siguiente verso: “Soy madre pero no voy a llorar. Yo voy a luchar”.

Esa escena es extremamente idealista em varios sentidos. Idealista en el sentido que muestra una forma falsa de lo real, la muerte de un hijo es traumatizante. Sin contar que hay innumerables condicionantes que imposibilitan concretamente que millares de madres puedan sumarse a la lucha. No se pasa sin mediaciones del luto a la lucha. De lo contrario en Brasil, que tiene 130.000 asesinatos por año, ya hubiese habido hace tiempo una legión de padres y madres levantándose contra la violencia policial. Idealista en el sentido que presenta un ideal, ideal que puede ser entendido como muy represivo. ¿Y si no te conformas con la orden de no llorar? ¿Qué sucede cuando sos una madre que llora por su hijo y no conseguís sumarte a la lucha? ¿Serías aún buena y suficiente para el movimiento? Idealista en el sentido que es subjetivista. Lo que importa en esa escena es la capacidad del sujeto en reaccionar, en tener resiliencia. La sociedad se pierde en el fondo y pierde espesura, todo acaba tomado por la figura de ese individuo heróico, que si miramos bien parece ser un pariente no tan lejano del emprendedor solitario capaz de transformar todos los limones que la vida le da en sabrosas limonadas, vendidas a precios que desafían toda competencia.

Lo que nortea el proyecto político de la Escuela es que el teatro tenga todavía, haciendo una apuesta a lo negativo como fuerza promotora tanto de reflexión como de acción, una capacidad formativa a ser plenamente reconocida por los movimientos sociales.

Concretamente, la ETP comenzó siendo integrada por cinco movimientos sociales diferentes (Movimiento Sin Tierra, Movimiento de Trabajadores Sin Techo, Levante Popular de la Juventud, Calle-Juventud anticapitalista, Movimiento Nacional de Lucha por la Vivienda). Nuestro primer módulo fue sobre la dramaturgia política “clásica” brasilera, o sea aquella que comenzaba con Ellos no usan Black-Tie de Gianfrancesco Guarnieri, primer pieza teatral en tener protagonistas de la clase obrera. Esta pieza fue fundadora de una nueva dramaturgia en Brasil e inició una secuencia donde los escenarios brasileros se politizaron al intentar representar la nación y sus contradicciones en escena. Sin embargo, por ser escrita como un drama, si bien el tema era la huelga, su forma hacía que lo que fuera tratado fueran las relaciones interpersonales dentro de una familia. Lo político del tema, el texto resbala al moralismo impuesto por la forma. El hilo rojo del módulo era entonces cómo los dramaturgos brasileros encararon el desafío de la superación del drama aproximándose a las formas del teatro épico. En el segundo módulo, fuimos directo a la “fuente” y estudiamos Brecht. Nuestra atención estaba principalmente en la forma que el tuvo de abordar la militancia y sus contradicciones, prestando especial atención a las obras que no son las más conocidas como La Madre o La Decisión. En el tercer módulo, en el que aún nos encontramos, trata más del Teatro del Oprimido. Está orientado en intentar la construcción de teatro-foros que no respeten su esquema dramático clásico, todavía muy vinculado al drama. Intentamos crear otros modelos que retraten las contradicciones estructurales haciendo que la opresión, en innumerables casos, no divida la sociedad en una dualidad donde el opresor y el oprimido sean grupos absolutamente distintos y estancos. En otras palabras, más que hacer teatro- foros donde dos antagonistas se confronten sin mediaciones, lo que interesa es intentar percibir cuáles son las contradicciones concretas dentro del campo de los propios oprimidos que hacen que éstos se vuelvan, aunque involuntariamente, los estragos de la opresión. La pregunta de nuestros foros puede ser resumida en una sola: ¿qué es lo que hace a las alianzas tan difíciles?

Brasil se encuentra, desde el golpe de 2016, en una tormenta que parece no tener fin. El deterioro de la vida es palpable, más en la ciudad de Río de Janeiro, capital fallida de un estado fallido por políticas de exoneraciones masivas a empresas. Según datos oficiales (1), la extrema pobreza se triplicó en un año. Río de Janeiro también fue el escenario de ejecución de Marielle que sirvió para justificar, en una ironía de mal gusto extrema, la intervención militar contra la cual ella había luchado. La Ciudad Maravillosa también vio las llamas consumiendo el Museo Nacional.

Pero aún así, en un cuadro que parece de ruinas, nuestra Escuela insiste en construirse. Los participantes sufren en su piel las opresiones contra las que luchan, en el escenario o fuera de el. Muchos de nosotros vivimos en las ocupaciones, urbanas o rurales. Los estudiantes que están con nosotros no están ajenos a la degradación de la vida que se manifiesta tangiblemente en ellos (“mi padre ya me avisó que no iba a pagar mis estudios. A mi hermano le pagó, pero con la situación del local, voy a tener que trabajar en vez de estudiar” me dijo recientemente uno de ellos).

La apuesta inicial no se realizó. No somos una escuela de los movimientos, somos un grupo de militantes de varios movimientos sociales con una actuación que puede considerarse grande visto nuestro tamaño. Nos reunimos por lo menos una vez por semana, hacemos representaciones en las ocupaciones, en vestibulares (2) populares, en debates políticos, en las calles durante las marchas, ofrecemos talleres para movilizaciones sociales. En este año, nuestro gran evento será la organización de una Feira Carioca de Opinión, homenaje a los 50 años de la Feria Paulista de Opinión (3) y, principalmente, denuncia contra el mantenimiento de la dictadura a través de las elecciones de las que probablemente seamos testigos. Durante dos días, nuestro evento reunirá doce colectivos teatrales que responderán teatralmente la mesma pregunta de hace 50 años atrás: ¿Qué pensás del Brasil de hoy?

Somos activos.

Sin embargo, es verdad que esta situación nos atraviesa. Nuestros participantes tienen que trabajar, estudiar, militar y tantas otras cosas más. Río es una ciudad inmensa con pésimo transporte público. Los domingos, algunos pasan más de cuatro horas transportándose para participar de la Escuela. El asesinato de Marielle pesó mucho en todos, pero especialmente en los jóvenes que habían apoyado su campaña. Aunque comencemos con los juegos teatrales, la sensación de estar en un paisaje de niebla sin ver ninguna perspectiva no nos abandona.

¿Por qué entonces seguir? ¿Por qué creer que el escenario puede hacer una diferencia en este tiempo en que el poder parece prescindir hasta de la hipocresía? Además del hecho de que nos gusta reunirnos, encontrarnos con el público, ¿qué justifica, de hecho, nuestra existencia? Para estas preguntas no tengo una respuesta definitiva. Solo una apuesta a la esperanza paradójica que somos capaces de crear. Nuestras escenas, por más atormentadas que sean, a veces consiguen ser bellas. En esa belleza veo la prueba de que aún somos capaces de pensar, de sentir y de representar en un sistema hecho para devastarnos. Y si esa capacidad todavía resiste en nosotros, muchos de nosotros, siendo aquellos que ya deberíamos estar molidos por esta máquina hace tiempo, tal vez tengamos todavía intacta nuestra capacidad de destruir lo que nos destruye. Por más amargas que sean nuestras obras, nuestra presencia en escena manifiesta, por momentos, que el horror aún no nos cubrió completamente. La cortina del teatro no se cerró sobre nosotros, nuestro mundo insiste en ser más ancho que nuestra miseria. Es por ese pequeño brillo que seguimos, a contramano de la barbarie.

* Profesor, investigador teatral y dramaturgo. Doctor por la Escuela de Servicio Social de la Universidad Federal de Rio de Janeiro (UFRJ). Practicante reconocido de teatro del oprimido. Fundador y coordinador de la Escuela de Teatro Popular (conjuntamente con Geo Britto) e integrante del Instituto Augusto Boal.

Notas:

(1) http://www.jb.com.br/index.php?id=/acervo/materia.php&cd_matia=910074&dinamico=1&preview=1, visto em 18/10/18.

(2) Vestibulares son cursos que preparan la prueba de ingreso para cualquier universidad pública brasilera

(3) http://enciclopedia.itaucultural.org.br/evento239993/primeira-feira-paulista-de-opiniao, visto em 18/1018.

 

URL de este articulo : https://www.hemisferioizquierdo.uy/single-post/2018/09/28/Formacion-teatral-en-tiempo-de-colapso

Nace Terra TV !

Posted on Actualizado enn

La creación de Terra Tv es una iniciativa de la Escuela Popular y Latinoamericana de Cine, Televisión y Teatro “Berta Caceres” al constatar que la revolución aún no ha producido una televisión coherente con la participación protagónica en la elaboración del contenido y con la participación consciente, activa del televidente. Los canales públicos han retrocedido a la casilla de sets, shows de sofas y pendones, pisos de plástico y muros cubiertos de plasmas al estilo Star Trek, con noticias vendidas por “periodistas” que no ven el menor interés en ir a la calle, al barrio, al campo para desarrollar una investigación participativa transformadora. Los canales comunitarios, salvo algunas excepciones, no cumplen con su obligación de ser escuelas populares y tampoco son fuentes de formas descolonizadoras y liberadoras. A veinte años de revolución, la televisión capitalista “Venevisión”, modelo de mediocridad, de vulgaridad y de pasividad del televidente, parece imponerse como el paradigma único, el Fin de la Historia mediática.

Después de recibir las orientaciones de las campesinas y los campesinos procedentes de toda Venezuela para construir la forma y los contenidos del canal, la Escuela les ha dictado un primer taller de realización audiovisual. De esta forma se esta iniciando concretamente la red de productores audiovisuales de Terra. Estas son unos de las primeras producciones.

URL de este articulo : https://wp.me/p2bGPp-1Ue